Comienza un nuevo ciclo de conferencias en la Hermandad del Desconsuelo. Y lo hacemos contando con la presencia de un destacado historiador e investigador jerezano, Javier Jiménez López de Eguileta.

En su conferencia del pasado lunes, Javier nos ilustró sobre la historia, liturgia y tradición de las Hermandades Sacramentales en Jerez.

Comenzó su disertación remontándose a los orígenes que dieron lugar a las celebraciones sacramentales, haciendo un breve recorrido por el Jerez de la Baja Edad Media (siglos XIII, XIV y XV). En aquella época ya existía la tradición, como en la actualidad, de celebrar eucaristías por los familiares difuntos. Pero tal era la costumbre que, como se han podido apreciar a través de documentos testamentarios, se dejaban encargadas misas por los seres queridos para cuando el solicitante de las mismas falleciese.

Consideró Javier también destacar que fue esta época la que constituyó el origen de las Hermandades, que no Cofradías. Este origen venía siempre unido a la existencia de un hospital o centro de acogida al que estaban adscritas estás Hermandades y cuya misión era atender las necesidades de los mismos. Uno de estos Hospitales era el Hospital de San Blas, establecido en el Barrio de San Mateo y que constituyó el lugar de origen de una Hermandad  que veneraba una imagen del propio San Blas que existía en el templo de San Mateo  tal y como aparece en documentos del año 1392.

Con posterioridad y en el siglo XVI se comienza a tener constancia de la existencia de Hermandades Sacramentales, que se crean inicialmente en la ciudad de Roma según se tiene constancia y que rápidamente y gracias a la labor de una dama española, Teresa Enríquez, más conocida como la “Loca del Sacramento”, se propaga a nuestro país estableciéndose una Hermandad Sacramental en la toledana ciudad de Torrijos, siendo esta la primera de las que se crea en España.

El entusiasmo, empeño, apoyo y dedicación de Teresa permitió que pronto se crearan otras Hermandades Sacramentales por el territorio  español. No fue hasta 1511 cuando con motivo de una visita que tal dama realizó a Sevilla, acompañando al Rey Fernando El Católico, cuando se creo la primera Hermandad Sacramental en la que fue nuestra diócesis hasta 1980, que según la tradición se estableció en la Capilla del Sagrario de la capital hispalense.

En Jerez los primeros datos de una Hermandad Sacramental, no los encontramos antes de 1526, fecha en la cual aparece en los archivos información sobre la Sacramental de San Miguel.

Con la lectura de algunos documentos fue ilustrando Javier Jiménez los comentarios, sucesos y curiosidades que de cada una de las épocas parecían más significativos. Especialmente bonito resultó la lectura de un párrafo de un libro de Benedicto XVI en el que relataba como recordaba el Papa Emérito la celebración del Corpus Christi en los años de su infancia.

La conferencia transcurrió en un tono de amenidad e interés continuo, finalizando  con un comentario del autor en el que nos exhortaba a seguir manteniendo, al menos en nuestro entorno, la tradición y la liturgia de las celebraciones eucarísticas y sacramentales.

Con un pequeño coloquio que se abrió entre los asistentes y una posterior convivencia se dio por concluida la conferencia de Javier Jiménez.